Florent Marcellesi vuelve a Doñana como parte de la delegación oficial del Parlamento Europeo

El eurodiputado de EQUO en el grupo Verdes/ALE, Florent Marcellesi, visita Doñana como miembro de la delegación oficial del Parlamento Europeo que viaja hoy al Parque Nacional para analizar su situación, examinar el cumplimiento de la legislación europea y exigir que se tomen medidas. Doñana, Patrimonio Natural de la UNESCO, está amenazada por un peligroso proyecto gasístico y por la continua proliferación de pozos ilegales para el regadío en la zona. El eurodiputado pedirá acción al Gobierno español y propondrá una transición energética y un cambio de modelo agrícola como solución a largo plazo.

El Parlamento Europeo envía una delegación de eurodiputados para conocer la situación de Doñana y exigir el cumplimiento de la legislación europea. El eurodiputado de EQUO en el grupo Verdes/ALE, Florent Marcellesi, es parte de la delegación y participa en la visita al parque que se desarrolla entre hoy y mañana. La visita incluye tanto al Parque Nacional como en concreto a los pozos ilegales de regadío que están proliferando en la zona. El jueves se reunirá con expertos de la Estación Biológica de Doñana (CSIC) y con Gas Natural Fenosa, la empresa que promueve el proyecto gasístico que amenaza los acuíferos, la biodiversidad y la agricultura en la zona.

Además, el viernes viajará a Madrid para reunirse con representantes del Ministerio para la Transición Ecológica, a quienes exigirá que se ponga en marcha una transición ecológica efectiva que garantice la protección de Doñana, la salud de las personas, los derechos laborales y el aprovechamiento del potencial renovable de España y Andalucía. Según el europarlamentario, “lo que amenaza Doñana es un modelo energético sucio y obsoleto, así como la agricultura intensiva desregulada. Además de peligroso, el proyecto gasístico es sobre todo innecesario y contrario a la transición hacia energías renovables, para lo que Andalucía tiene un enorme potencial. Por su parte, el desarrollo de monocultivos está provocando explotación laboral y de los acuíferos. Sin transición energética y cambio de modelo agrícola, Doñana seguirá amenazada y Andalucía sufrirá cada vez más las consecuencias del cambio climático”.

El eurodiputado ya visitó Doñana en julio para conocer la situación del enclave, pero esta vez lo hace como miembro de la delegación oficial del Parlamento Europeo, lo que espera sirva para que la Junta de Andalucía y el Gobierno de España se comprometan a salvaguardar el espacio. En palabras del eurodiputado, “tenemos evidencias de que la legislación medioambiental europea se puede estar vulnerando en Doñana. El cambio en el gobierno de España tiene que significar un cambio respecto a Doñana y es lo que vamos a reclamar en esta visita”.

Deja un comentario